Entrevistas

Paulina García

marzo 7, 2019

“Actuando es donde uno realmente existe”

Por Rolando Gallego @rolandogallego

Tras participar en “La novia del desierto”, por la que fue nominada como mejor actriz a los premios Cóndor de Plata que otorga la Asociación de Críticos Cinematográficos de Argentina, y en “La Cordillera”, Paulina García regresa al cine argentino en “La misma sangre”, película dirigida por Miguel Cohan (Betibú).

En la película, protagonizada por Oscar Martínez, Dolores Fonzi, Luis Gnecco, y Diego Velázquez, compone a una mujer que será clave para entender la psicología de todos los personajes. Cinemaboutique se encontró antes del estreno de la película con ella en Buenos Aires.

– ¿Cómo es volver al cine argentino y con este personaje?

Siempre es bueno trabajar en películas que son coproducciones, porque creo que políticamente es lo más moderno, es un vuelco para sostener producciones propias, nacionales, es imposible sino hacerlo excepto con el ingreso de inversores. Lo que le queda al cine independiente es unir refuerzos y recursos y derribar fronteras lo más que sea. Volver a participar de esto es sentir que lo logramos hacer una vez más, es una fiesta.

– Has trabajado en varios países en Estados Unidos también ¿Qué diferencias encontraste y cómo es participar en otras cinematografías con otras características?

Hice en Estados Unidos “Little Men” (“Por siempre amigos”) es una película similar a las que se hacen acá, producción pequeña, de guerrilla, independiente, Ira Sacks no permite que nadie le pellizque la fruta, es muy independiente y para mí fue como hacer una película con Miguel Cohan, estábamos en Nueva York, en un verano exquisito, con un gran equipo de compañeros, con actores de gran trayectoria y súper reconocidos pero el ambiente que Ira produjo fue súper independiente. He participado en “Los 33”, donde hice una cosa muy chiquita que casi no me vi, por suerte, pero era una película con dimensiones que llegaban a lo desconocido, era otro el problema, cuando las películas son independientes el contenido es lo más importante, trabajar con Ira fue como hacerlo con Sebastián Lelio, Santiago Mitre, o Cecilia Atán y Valeria Pivato, la diferencia es que hablas en otro idioma.

– ¿Es más complicado actuar así?

Es otro acento, además de otro idioma, estás más atenta que lo normal, hablando en otra lengua todo cambia, tu manera de poner la boca, modular, poner la lengua dentro de la boca, es anglosajón, no hay raíz latina, si fuera italiano o francés, conoces los eufemismos, el gringo va directo al grano. Hay alguien que habla otra lengua y luego una actriz que habla ese idioma, el camino fue muy lindo.

– ¿Qué sentís al ver tráiler e imágenes de la remake de “Gloria”?

No vi el tráiler, pero me enviaron por whatsapp una foto y un mensaje que decía Gloria fumando marihuana, dije que linda la foto, que luminosa la escena, recordaba que la habíamos filmado de noche, y de repente dije “que flaca estoy”, “que curioso”, “esas piernas son XL”, y luego reconocí a Juliane Moore, veremos, dicen que está fantástica.

– ¿Cómo vivís el momento de la mujer empoderada actual en la industria y qué buscas con tus papeles?

Voy a dar como tres respuestas, como actriz lo que más me interesa es actuar, elijo todo de un proyecto, porque actuando es donde uno realmente existe, el resto del tiempo me deshago en problemas y cuestiones cotidianas que no tienen nada que ver con eso, una amiga actriz decía que cuando actúa es perfecta, aun cuando se equivoca, siento lo mismo. Es muy raro que rechace un proyecto, a menos que se superpongan, luego otra cosa, u otro lugar es que yo siento que tengo una posición que tiene una tribuna, sé el lugar que ocupo y que los gestos que haga tienen un impacto, no son banales, en este momento, en Chile al menos, con tantas denuncias, que están súper bien que se hagan, porque durante años fueron comentarios entre nosotras.

– Está el caso de Nicolás López, fuertísimo, con miles de denuncias…

Sí, yo no lo conozco a él, pero sabía de eso, escuché que se pasaba de listo y que era duro trabajar con él por eso, se aprovechaba y en Chile existe esa situación con los directores de un tipo vulgar, es muy bizarro, porque la relación con los directores es muy vertical, muy respetuosa, sabía esto que pasaba con él, lo sé de un director de teatro, de un director de televisión, a mí nunca me ocurrió, sabía que existía y nunca hice NADA, porque vivía en esto de “bueno así es la cosa”, “estas son las reglas”, “esto es así”, están un poquito enfermos ellos pero de pronto con esto de la explosión todas vivimos muy fuerte y vimos que está muy mal, porque además hay muchos hombres que no lo hacen y no se les ocurriría hacerlo, entonces hubo que poner un límite y está bien, nos pasamos un poco de la raya y está bien, es necesario para que el péndulo vaya para allá y luego vuelva. Hay otro problema que sigue que es el derecho a decidir sobre el cuerpo propio, el derecho a tener el mismo sueldo que los hombres en una producción, el derecho a tener voz y voto concreto que lo tenemos desde mediado del siglo XX y todo esto nos convierte en mejores personas, mejora las relaciones y nos convierte en personas más buenas, no quita el galanteo, la seducción, no quita ni pone, la galantes tampoco, los hombres y mujeres saben cuáles son las diferencias, ahora se han puesto las cartas sobre la mesa para conversar más tranquilas, habrá más quisquillosas o quisquillosos, pero ahora se puede decir no te pases tú, no me paso yo.

La Novia del Desierto

La Cordillera

 

2

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

2 likes

Autor

Rolando Gallego

Colaborador de Cinemaboutique, periodista especializado en cine. Pueden leerlo en: http://www.escribiendocine.com y http://www.espectadoravezado.com.ar

Your email address will not be published.

CinemaBoutique

Cinemaboutique

Había una vez una película latinoamericana...
Con una mirada desde las emociones de quienes
queremos ver y disfrutar una película latina.
Promoción, difusión y una comunidad de
cine local entretenido y lúdico.
¡Bienvenidos a Cinemaboutique!